Más de 4.000 escolares participan en una nueva edición de la cardiomaratón

Alrededor de 140 voluntarios instruyeron a los alumnos para que sepan reaccionar ante una situación de parada cardiorrespiratoria

El Palacio de los Juegos Mediterráneos se llenó ayer con más de 4.000 escolares que participaron en una nueva cardiomaratón para conmemorar el Día Europeo de la Parada Cardiaca. La iniciativa, impulsada desde la delegación territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, con la colaboración de la delegación territorial de Educación y el Ayuntamiento de Almería, se enmarca, además, en la campaña puesta en marcha por el Consejo Europeo de Resucitación con la finalidad de sensibilizar a la población y trasladar un decálogo en el que se fundamenta el incremento de la supervivencia a la parada, teniendo en cuenta que cualquier persona, incluso un niño, puede salvar una vida con los conocimientos necesarios. Con esta jornada se pretende aumentar el número de personas que conocen cómo deben actuar ante situaciones de emergencia y en las que se debe poner en marcha la cadena de supervivencia en el menor tiempo posible.

En este sentido, los menores fueron instruidos durante un tiempo aproximado de dos horas por 140 voluntarios pertenecientes a diferentes instituciones como el 061, Asociación de Enfermos de Corazón de Almería, Distritos Sanitarios Almería y Poniente, Complejo Hospitalario Torrecárdenas, Agencia Sanitaria Poniente, Hospital Alta Resolución El Toyo, Área de Gestión Sanitaria Norte, Policía Nacional, Policía Local, Bomberos de Almería, del Levante y del Poniente, Guardia Civil, Protección Civil, Cruz Roja, Brigada de la Legión ‘Rey Alfonso XIII’, Transporte de Cítricos y Ambulancias Quevedo. La formación tuvo un componente muy práctico, aprovechando maniquíes y otros elementos con los que los niños pudieron tener claros los movimientos a realizar.

Formación preventiva

El delegado provincial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, José María Martín, aseguró durante la inauguración de este cardiomaratón que «es muy importante porque es muy probable que a lo largo de nuestra vida podamos ver a alguna persona a la que podamos salvarle la vida ante un proceso de cardiorrespiratoria». Martín, además, señaló que «esta experiencia es pionera y no hay ningún sitio en España donde se forme a 4.000 jóvenes como lo hacemos aquí».

Por su parte, la delegada provincial de Educación, Francisca Fernández, incidió en que «esta experiencia es fantástica y muy motivadora, los niños vienen con mucha ilusión y el profesorado se involucra, no sólo hoy, también en actividades previas que se hacen en las aulas y en actividades posteriores».

La directora provincial del 061, Itziar Vivar, indicó que «nuestra idea es enseñarles maniobras salvadoras de vida, que pueden triplicar las posibilidades de supervivencia. El mensaje claro que queremos que se lleven es que lo peor que se puede hacer ante una situación así es no hacer nada. Hay que pedir ayuda y en ese tiempo hasta que llegan los servicios sanitarios alguien tiene que detectar la situación y empezar a hacer las maniobras».

Con los de ayer, la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias ha formado desde el 2013 a más de 20.000 almerienses en situaciones de emergencia, tanto a alumnos como al resto de los integrantes de la comunidad educativa. Las recomendaciones a nivel europeo pasan por disminuir la mortalidad de pacientes con parada cardiorrespiratoria a través de enseñas las medidas básicas al máximo posible de población. Los números, de momento, están alejados de este objetivo a nivel nacional y es que sólo tres de cada 10 españoles sabe realizar una reanimación en caso de accidente cardiaco.

http://www.ideal.es/almeria/201610/15/escolares-participan-nueva-edicion-20161014210340.html